Pastafarismo: Una excelente manera de demostrar el sinsentido las afirmaciones “irrefutables” de la religión

por | 27 julio, 2011

El Monstruo de Espagueti Volador es el Dios de los que profesan la fe pastafari. Al principio, surgió de una parodia, sin embargo, su existencia es tan válida como la de cualquier otro dios: El Monstruo de Espagueti Volador, o Monesvol, es un ser invisible e indetectable, es decir que en la práctica no se puede falsar y es tan “real” como los demás dioses de otras religiones.

Si investigamos un poco la historia que hay detrás de esta religión, nos daremos cuenta que surgió como una divertida forma de protestar contra el Diseño inteligente, cuyo mito quería ser enseñado en las escuelas públicas —y que se enseñó por algún tiempo— como alternativa a la evolución biológica, sin embargo es impresionante lo similar que resulta en contraste con los argumentos de las demás religiones:

Como a Chile todavía no han llegado los “misioneros” de esta religión, básicamente, sabemos de ella a través de internet. Por ejemplo, es bastante notorio saber que sus fieles no son pocos y que ya ha ganado algunas batallas en cuanto a su camino en transformarse en una fe oficialmente reconocida.

Los escépticos de esta asociación creemos que esta sátira a la religión es una excelente manera de demostrar el sinsentido las afirmaciones “irrefutables” de la religión y de motivar el pensamiento crítico en la gente, ya que a pesar de su carácter humorístico, tiene un transfondo muy serio.

Es por esto que hace poco creamos una cuenta Twitter e iniciamos una página en Facebook para hacerlo conocido en nuestro país, donde creamos una campaña en la que incentivamos a lucir uno de los símbolos sagrados del pastafarismo: el colador. Esperamos que se unan a este movimiento, nos envíen sus fotos y le expresen al mundo que Monesvol es el único Dios y que nos ama a pesar de todo.


P.D.: Este artículo lo escribí con la colaboración de los miembros de la AECH Daniel y Bernardo D.

Links de ineterés: